Una amiga, me presta su casa estudio para hacer fotografías. Pero para grabar escenas de cine, también sería ideal.

Es una de las casas estudio más bonitas que me he encontrado para hacer fotografías. En principio es un primer contacto, pruebas para futuros trabajos. Ese día llegué cuando el sol ya se estaba yendo.

Una casa amplia atiborrada de cosas y con aires de vejez. Suelo abaldosado, cristaleras por todos lados para aprovechar al máximo la luz del sol.

Moda

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *