Zaragoza is a Town. O eso parece. Dicen mucho por ahí: Zaragoza es un pueblo. Y que tú, fotógrafo, no vas a encontrar clientes que quieran un tipo de fotografía más personal, íntima, sensual, de moda, fashion, o erótica. Eso parece.

En eso llegó M. Le propuse una sesión de fotos como la que estás a punto de ver. Una sesión de fotos que invite a admirar aquello que sólo una mujer es capaz de expresar: la feminidad.

M vive en Zaragoza, pero ha trotado mundo. Conoce como nadie los países Latinoamericanos, la capacidad de asombro que países como Cuba pueden despertar en cualquiera, el calor y la sensualidad que brota en cada rincón. Países como Brasil dónde el culto al cuerpo se mide con la importancia de los goles en el Fútbol.

En España M dio tumbos hasta caer un día en Ibiza, el paraíso de la Libertad erótica del cuerpo, el desenfado más absoluto, la juerga, la fiesta, el total anonimato en la calle así te pongas una peluca verde pistacho. Pero Zaragoza is Town. Y M está aquí.

M es una persona dulce y fuerte a la vez en una especie de atracción de polos opuestos. Tenía en mente desde hacía mucho tiempo, cuando una vez estudió algo de fotografía, las fotos que algún día alguien le tomaría.

Así M soñó la foto con su abrigo peludo. La foto del cigarrillo -aunque en realidad no fuma y odia el tabaco. La foto en que una modelo profesional tumbada al suelo posa ante la cámara, y ella, como muchas otras mujeres, desean algún día sentirse protagonistas. Así que el trabajo fue más fácil y sólo tuve que guiar su energía femenina.

Todo conocemos nuestro cuerpo mejor que nadie, y lo primero que hice fue conversar con ella. Descubrí su pasión y gusto por determinadas fotos, sus puntos fuertes y admirables como su rostro, sus ojos, sus nalgas.

Para mí fue un placer enorme lograr fotos tan diversas técnicamente en una sola sesión. Digamos, fotografías de Retrato, Sensuales, estilo Revista, y fotos que bien parecen fotogramas de una película.

El resultado es el que ves. Una Sesión de Fotos muy personal.

Travel

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *